LA IMPORTANCIA DE LOS RIÑONES PARA EL CORREDOR


Cuando se le pide a una persona, que no es médico, que describa los órganos principales del cuerpo, a menudo se olvidan de los riñones a favor del corazón y los pulmones, que son más fáciles de recordar y entender su función. Incluso entre los atletas, que suelen ser más educados acerca del cuerpo, los riñones son generalmente poco apreciados y visto como una idea tardía. Todo esto a pesar de que los riñones son posiblemente de los órganos más importantes para los atletas de resistencia y juegan un papel enorme en su salud cotidiana general.

En este artículo vamos a tratar de ilustrar las diversas funciones de los riñones, las implicaciones para el corredor y formas sencillas de mantener una buena salud renal.

Por Nick Dillon* y Tim Berrow**

Cada persona tiene dos riñones. Estos órganos, en forma de habichuela y de tamaño del puño, se acomodan en ambos lados de la columna vertebral, justo debajo de la caja torácica, detrás del estómago y en la parte posterior del abdomen. Sus principales tareas se centran en el filtrado de productos de desecho, como los nitratos, producidos a partir de la sangre. Son un órgano que trabajan extremadamente duro y, dependiendo del tamaño del individuo, pueden filtrar alrededor de 150 litros de sangre al día. También son fundamentales para garantizar una amplia gama de otras funciones básicas, como mantener la presión arterial, administrar electrolitos, mantener la acidez correcta de la sangre, la reabsorción de glucosa y sales, así como secretar múltiples hormonas y enzimas.

La unidad de trabajo del riñón se conoce como un nefrón, del que cada riñón tiene alrededor de 1 millón, y magnificado se parece a una pelota con una cuerda larga serpenteado unido a él. Aquí es donde se realiza la filtración principal de la sangre y la reabsorción. Visto simplemente, la "cabeza" redonda contiene un filtro delicado fino por donde entra la sangre y es exprimida de la misma manera que se exprime la fruta a través de un paño al hacer mermelada. Esto permite que pequeñas moléculas como el agua, la sal, la glucosa y los productos de desecho atraviesen, pero no las moléculas más grandes, como las células sanguíneas. Este proceso es muy sensible a la presión arterial: con muy poca presión no se puede filtrar, y con demasiada presión los mecanismos delicados se dañan o las moléculas más grandes son forzadas a atravesar por el filtro.

Es dentro de esta "cuerda" donde la gran mayoría del filtrado se reabsorbe selectivamente mediante varios métodos, y todo lo que no se requiere se emite como orina para ser almacenado en la vejiga. Los subproductos del trabajo muscular, como los nitratos, se eliminan de esta manera, así como las sustancias que tenemos de más, como la glucosa en el caso de un diabético. 

El riñón puede controlar la presión arterial aquí, reabsorbiendo más agua para incrementar el volumen de la sangre o permitiendo que más líquido sea transformado en orina para reducirlo. Esto depende de que, como regla básica, el agua sigue a la sal: al mover más sal a la sangre se absorbe más agua, y al excretar más sal más agua es eliminada. En total, de los 150 litros de sangre filtrada solo se producen aproximadamente 2 litros de orina por día.

Para el corredor, estos procesos son la razón por la cual la hidratación y la ingesta de electrolitos son tan importantes. A medida que corres, pierdes fluidos y sales a través del sudor, reduciendo así el volumen y la presión sanguínea. Para tu riñón esto es inaceptable, ya que reduce su capacidad de funcionar luchando para aumentar la presión a través de diversos métodos. Uno de ellos es mediante la reducción de la cantidad de agua eliminada en la orina, por lo que ésta se vuelve más oscura y concentrada. Si tus riñones se ven obligados a operar en estas condiciones durante algunas horas, puede ocurrir insuficiencia renal aguda y si la situación no se invierte rápidamente puede dar lugar a graves complicaciones que amenazan la vida. Si estás constantemente deshidratado también tienes un mayor riesgo de cálculos renales y otras complicaciones relacionadas con la filtración deficiente.

Beber grandes cantidades de agua asegura que los riñones mantengan una presión lo suficientemente alta como para permitir la filtración y diluyendo y moviendo todos los subproductos del sistema. El sudor también contiene sales importantes por una variedad de razones, pero que además son un elemento clave para permitir que el riñón mueva el agua de nuevo al cuerpo y lo retenga. Si se pierde demasiada sal esto puede significar que el cuerpo no logra retener el agua y simplemente orinas cualquier cosa que tomas.

Cuanto más extrema es una carrera, más extremos los problemas. Bien lejos de la normalidad, existe una condición que amenaza la vida, llamada rabdomiólisis, inducida por el ejercicio. Ésta, históricamente, se ha asociado con los corredores extremos de la resistencia y el personal militar. Sin embargo, ahora también se relaciona con los entrenamientos de alta repetición.

La rabdomiólisis se produce por el aumento gradual o repentino de la cantidad de subproductos provenientes del daño muscular, producto del ejercicio prolongado o intenso. Estos subproductos atascan y dañan los filtros delicados encontrados en la cabeza del nefrón de los riñones. Esto significa que los riñones ya no pueden eliminar subproductos de la sangre, por lo que se acumulan y pueden causar condiciones potencialmente mortales. Una mala hidratación, altas temperaturas y ciertos medicamentos y suplementos pueden aumentar las posibilidades de desarrollar este cuadro. Los signos de rabdomiólisis son: dolor en los grandes músculos y la espalda, fatiga, micción mínima y, lo más importante, orina oscura (color del té).

De hecho, la supervisión de la cantidad de orina y del color es la mejor manera de evaluar la función renal y es lo que, a un nivel más complejo, se realiza en un centro de salud.

Debes aspirar a orinar una vez cada hora y, ciertamente, cada dos horas, especialmente cuando se compite o en el entrenamiento. Debes monitorizar el color de la orina y tu objetivo es mantenerlo de un color claro. Bebe pequeñas cantidades a menudo, en lugar de beber grandes volúmenes algunas veces, ya que esto ayudará a la absorción.

Considera la posibilidad de añadir electrolitos y sales a su dieta, especialmente si estás corriendo en temperaturas más altas de lo normal. No empieces deshidratado; bebe muchos líquidos antes y durante cualquier evento. 

El dolor de riñón a menudo se presenta como dolor de espalda, así que en caso de duda aumenta la ingesta de agua y asegúrate de que tienes buenas micciones. Si alguna vez tiene orina oscura del color del té o roja busca ayuda médica inmediatamente.

Los riñones juegan un papel muy importante en nuestra salud y son particularmente relevantes para los corredores. El monitoreo del rendimiento renal debe ser visto de la misma manera que la monitorización del ritmo cardíaco y otros parámetros fisiológicos, excepto que en este caso no necesitas ningún equipo costoso o relojes para hacerlo.


*Nick Dillon (Dip Para, BscEc, PgDip ACP, CC-P, FP-C, EMT-P)
Nick es profesor asociado de Medicina a distancia en la Universidad Robert Gordon de Aberdeen, Escocia, y es paramédico en vuelo especializado en Cuidado Crítico. Tiene 10 años de experiencia en el apoyo a personas que trabajan en zonas remotas y ambientes extremos en todo el mundo. Ha competido en varias maratones de montaña y senderos de la Serie Ultra-Races, y tiene planificado completar su primera carrera de 100K el próximo año.

**Tim Berrow (RODP)
Tim trabaja en el Reino Unido en un Departamento de Prácticas Operativas, y también dirige una exitosa empresa que se especializa en la formación de personal experto para aquellas organizaciones que realizan trabajos en zonas remotas del planeta. Tim tiene una gran experiencia apoyando a personalidades de medios de comunicación que conforman equipos para la realización de documentales, en distintos países, lo que lo ha llevado a trabajar en los lugares más aislados del planeta. Tim está a la espera de completar su primera carrera de ultra este año.





   



EMPRESARIOS: ¡CONTRATEN DEPORTISTAS!
BARKLEY, LA CARRERA MÁS DURA Y MISTERIOSA DEL MUNDO
RICHARD DONOVAN: CUANDO LA VIDA ES UNA AVENTURA
LA TRAMPA EN EL RUNNING